//
estás leyendo...
Sin categoría

Crisis de la primicia: vivir en estado de alerta

Es evidente que la pluralidad de medios, tanto en cable como en la Web, que pelean por la primicia hacen perder el rumbo de los criterios de noticiabilidad. Arriba un ejemplo claro: ¿qué es lo urgente? ¿qué es un último momento? Un vicio que viene de la mano de Crónica TV con su placa roja y que desenfoca a los periodistas de qué es lo importante.

El ejemplo que mostramos arriba es sobre la situación que se vivía ayer ante el calor agobiante. Los vecinos de Vicente López se volcaron a las playas del Río de la Plata y se dieron un chapuzón.

El agua está altamente contaminada y puede traer consecuencias para las personas que allí se arrojaron, pero ¿es una información de carácter urgente que debe paralizar al público ante la pantalla?

Los problemas de criterios se observan cuando ese mismo naranja que aparece allí para llamar la atención de los televidentes es la misma que se utilizó para informar sobre la muerte de 143 personas en la Inda a raíz de atentados terroristas. O la misma que se usó para informar que había más de 50 mil usuarios sin luz en Capital Federal y Gran Buenos Aires.

¿Qué hubieran puesto, entonces, si se hubiera producido un atentado como el del 11 de septiembre de 2001? La sospecha de semejante alteración reside en la competencia cada vez más compleja a través de los nuevo canales televisivos de noticias.

A esto se suma la creciente competencia de los medios online por la primicia. El ejemplo es del canal TN, pero es una general en todas las señales 24 horas de noticias.

Además, la constante de ver las pantallas color naranja o roja, desnaturaliza el valor de las alertas. El público se acostumbra a que esos colores ya no indiquen una noticia importante, sino refieren a noticias que, en otro momento, serían una más. Es cierto, también, que los criterios de lo urgente o lo cotidiano se alterna cuando escasean las noticias.

Esto evidencia una crisis en los criterios de noticiabilidad que se puede comparar con las transformaciones que vemos en los portales, al que hicimos referencia hace poco tiempo.

Ya los sitios de noticias no ponen de relieve la noticia más reciente, sino en lo que el criterio editorial indica como la más importante.

La crisis de la primicia, de la noticia urgente, es un hecho. Los medios intentan poner estos motes a los acontecimientos para atraer cada vez más audiencia y ganarle a la competencia. Para no vivir en estado de alerta, será necesario que este proceso se revierta, paulatinamente así como fue in crecendo, para si colaborar en el descenso de la histeria nacional.

Anuncios

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: